10:56h. Miércoles, 15 de Agosto de 2018

Soler: 'Los 220 millones de la flexibilización del déficit nos vendrían como agua de mayo para consolidar los derechos sociales de los valencianos'

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, ha manifestado que "los 220 millones de la flexibilización del déficit nos vendría como agua de mayo para consolidar los derechos sociales de los valencianos, en el marco de la política social con la que está comprometido el Govern del Botànic". 

"El rechazo por parte del Congreso a la senda de estabilidad para el periodo 2019-2021 supone una merma a la capacidad del Consell para financiar estos derechos porque, mientras no tengamos un nuevo sistema de financiación, cualquier recurso adicional es positivo para mantener con dignidad la sanidad, la educación y los servicios sociales", ha explicado Soler. 

El conseller de Hacienda ha realizado estas declaraciones tras asistir en Madrid a la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), encuentro en el que también han participado la secretaria autonómica de Modelo Económico y Financiación, María José Mira; la secretaria autonómica de Hacienda, Clara Ferrando; y la directora general de Presupuestos, Eva Martínez. Esta reunión ha estado presidida por la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y la ministra de Política Territorial y Función Pública, Maritxell Batet. 

La no aprobación por parte del Congreso el pasado viernes de la senda de estabilidad para el periodo 2019-2021, que contemplaba una flexibilización del déficit autonómico de dos décimas, del 0,1% al 0,3% del PIB, ha impedido que este martes pudieran ser votados en el CPFF objetivos de déficit individualizados para las comunidades autónomas, como figuraba en el orden del día. 

"Acto de autocastigo" 

En este sentido, Vicent Soler se ha mostrado esperanzado en que dentro de un mes, cuando se produzca una nueva votación en el Congreso, pueda ser aprobada la nueva senda de estabilidad. "Para ello -ha explicado- es muy importante la reflexión de todos los grupos políticos, porque rechazar la flexibilización del déficit que permite Bruselas es un acto de autocastigo que no tiene sentido". 

"Espero y deseo que la nueva senda del déficit suavizada salga adelante, pero en caso contrario, la Comunitat Valenciana jugará fuerte para que se entienda que la situación financiera que atravesamos es muy dura y muy injusta, la peor de España", ha afirmado el conseller. 

Pasos en firme para iniciar el debate político 

Al término de la reunión celebrada en Madrid, Vicent Soler se ha mostrado optimista por el "giro que están dando las cosas" y ha celebrado que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, haya remitido una carta a todas las comunidades autónomas instándolas a designar un representante para abrir el debate político sobre el cambio del modelo de financiación. 

"Salgo optimista de una reunión en la que se ha materializado el compromiso de la ministra de que en septiembre comenzarán los trabajos políticos para la reforma del sistema de financiación. Hay que tener en cuenta que llevamos un retraso de prácticamente seis años y hasta ahora se han hecho trabajos técnicos pero el debate político todavía no se ha iniciado", ha explicado Soler. 

"También es muy importante que la ministra haya incidido en la necesidad de hablar de lealtad institucional para que no pase lo que pasaba hasta ahora, que se tomaban decisiones por parte de los ministerios y quienes pagaban eran las comunidades autónomas sin que eso conllevara un incremento de los recursos", ha manifestado el conseller de Hacienda. 

30 millones más de la liquidación 

El conseller de Hacienda y Modelo Económico ha desvelado que el Ministerio de Hacienda acaba de ingresar a la Comunitat Valenciana 814 millones correspondientes a la liquidación de 2016. Como ha explicado Soler, "la previsión inicial de ingresos para este ejercicio por la liquidación era de 1.568 millones y de esta cantidad, 784 millones (el 50%) ya nos había llegado como entregas a cuenta". 

"Ahora, el Gobierno nos ha comunicado que la liquidación definitiva son 1.598 millones, 30 más de los inicialmente previstos, por lo que, junto a los 784 millones que faltaban por ingresar, suman un total de 814 millones embolsados.", ha afirmado el conseller. 

Por otra parte, en la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera se ha aprobado el Plan Económico y Financiero (PEF) de la Comunitat Valenciana, programa que han tenido que elaborar todas las autonomías que en 2017 superaron el límite de déficit. Así, con la Comunitat Valenciana, han presentado un Plan Económico y Financiero, Aragón, Principado de Asturias, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña, Extremadura, Comunidad de Madrid, Región de Murcia y La Rioja.